Type and press Enter.

¿Sabes cuáles son los beneficios de la Vitamina C?

Lo que se conoce de la vitamina C es que se puede encontrar en los cítricos. Pero ¿sabías todos los beneficios que tiene para la piel en su aplicación tópica? A continuación, la cosmetóloga de The Body Shop, Alejandra Abarca, señala algunas ventajas de este ingrediente, el cual no solo se puede encontrar en una naranja, sino que en diversos tipos de productos de belleza para la piel.

La Vitamina C posee una amplia gama de beneficios para diferentes tipos de pieles, ya sea cansadas que necesitan una dosis de brillo, hidratación y energía.

En esa línea se pueden encontrar una serie de productos como: cremas corporales, geles de ducha, exfoliantes, crema para el contorno de ojos, hidrantes para el rostro, sérum, e incluso geles microdermoabrasivo, que con su aplicación genera un efecto peeling y renueva la piel.

Dentro de los beneficios que posee la Vitamina C se encuentran:

Antienvejecimiento celular: es considerada un antioxidante muy poderoso, ya que previene el daño oxidativo celular provocado constantemente por los radicales libres y rayos ultravioleta.

Reafirmante de los tejidos: la  Vitamina C estimula la  síntesis del colágeno que producimos naturalmente,  que se va  perdiendo y deteriorando  con el paso del tiempo (a partir de los 25 años). Tiene un alto poder regenerativo, reparando los tejidos, mejorando la firmeza y elasticidad de la dermis.

Poderoso antiarrugas: la Vitamina C reduce líneas de expresión y arrugas profundas, ya que  incrementa la “elasticidad y flexibilidad” natural de la piel. Al mantenerse  elástica y flexible,  la piel se estira y vuelve a su lugar al realizar los gestos de expresión sin dejar las marcas  o arrugas, previniéndolas y manteniendo la piel mucho más tersa.

Extra hidratante: incrementa la nutrición de la piel en el nivel preciso, sin alterar ni aumentar la producción de sebo como otros factores de hidratación. Fortalece de tal manera la barrera protectora de la epidermis, impidiendo que esta pierda el agua y a su vez logrando que disminuyan las líneas finas o porosidad.

Para ello, se recomienda utilizar el hidratante iluminador de The Body Shop, que proporciona en la piel un estímulo de hidratación y luminosidad gracias a su contenido en Vitamina C.

Cicatrizante: los productos con Vitamina C tratan las cicatrices de operaciones, estrías y también alivian rápidamente las molestias por quemaduras solares y todo tipo de marcas (cortes, granitos)  gracias a su gran poder regenerador celular. Esta contribuye en la formación de proteínas que reconstituyen los tejidos dañados.

Aclarador y despigmentante: ayuda a aclarar la piel, revitalizando  aquellas pieles con un aspecto opaco y apagado pero con la ventaja de ser menos agresivo que otras sustancias.

Unifica su tonalidad haciéndola más homogénea, aportando gran luminosidad. Previene y atenúa distintos tipos de manchas existentes gracias a que invierte la producción de la melanina.

Antinflamatorio y antiséptico: ayuda a prevenir, disminuir y reducir varios tipos de lesiones cutáneas inflamatorias como enrojecimiento, prurito, psoriasis, dermatitis, entre otros, controlando su aparición gracias al efecto  antiestrés y calmante al contacto con la superficie.

Una piel nutrida con Vitamina C tiene un sistema de defensa apto para hacer frente a los agentes patógenos, por lo que previene infecciones cutáneas.

Anti imperfecciones: contiene como principio activo el ácido ascórbico, el cual causa una mejoría en la superficie de la piel, minimizando el tamaño de los poros.

Previene y trata la aparición de granitos y por su efecto antibacteriano y antinflamatorio, disminuye los molestos barros y pústulas propios del acné común.

Ayuda a mantener una piel más limpia y lisa. Para este tipo de síntomas, se recomienda utilizar el exfoliante facial de Vitamina C de The Body Shop que limpia y exfolia la piel en un solo paso, eliminando las células muertas, dejando una piel más limpia y suave.

Precauciones y recomendaciones

Según la cosmetóloga de The Body Shop, asegura que la Vitamina C fotosensibiliza, es decir, reacciona frente a la luz solar. Por eso es muy importante que cuando se aplique sobre la piel, no se debe exponer a los rayos UV. La piel puede resultar irritada o el tratamiento simplemente no funcionar. 

La experta además recomienda la ingesta diaria de Vitamina C luego de los 30 años.
Los alimentos ricos en Vitamina C que se pueden incorporar en la dieta diaria son las naranjas, piña,  melón, kiwi, mangos,  berros,  perejil, coles,  rúcula, pimientos, tomates, entre otros.